Historico | cuba RSS feed for this section

Si no puedo perrear, no es mi revolución

24 jul

429316_3424543978844_1939947052_n

Bailando en casa de Kevin, atención a su lengua

El pasado año, después de un mes en Cuba, me decían que lo único que me falta para ser cubana es sacar la lengua al bailar. Es algo superior a mis fuerzas. Ni bailando sola en mi casa logro hacerlo. Probad en casa a ver cómo os sentís. Esa incapacidad de hacer un inofensivo gesto de desinhibición sexual y descaro refleja la rigidez y represión en la que crecemos por estos lares, creo yo.

En mi perfil de Twitter pone: “Si no puedo perrear, no es mi revolución”. Mi afición por el reguetón es de sobra conocida en mi entorno. En realidad disfruto más escuchando y bailando otras músicas, pero la imagen de feminista que perrea rompe los esquemas, y eso me mola, así que la exploto. Para la gente con resistencias antifeministas, cuestiona el estereotipo de que las feministas vivimos amargadas, de que somos unas ‘malfolladas’ que no sabemos disfrutar de la vida y nos lo tomamos todo a la tremenda. Para muchas feministas, que una de las suyas disfrute restregando voluntariamente su culo contra el paquete del maromo de turno, puede generar un cortocircuito interesante.

¿Por qué me gusta el reguetón? Como dice Calle 13, porque se me mete por el intestino, por debajo de la falda como un submarino, y me saca lo de indio taíno: (más…)

Entrevista a psicóloga cubana que investiga e interviene contra la violencia de género

1 abr

Como conté en un anterior post, Cuba se encuentra en el lento proceso de asumir la violencia de género como un problema social, después de años de ser obviada, tanto por la ciudadanía como por las instituciones. En los últimos años ha habido gestos significativos, como que el Partido Comunista incluyera en 2011 la lucha contra la violencia de género entre sus  ejes de trabajo. El pasado marzo, un grupo de feministas lanzó una campaña de recogida de firmas con el fin último de reclamar una ley contra la violencia de género, una red de atención jurídica y de salud que asista a las víctimas, y llamar a que se debata sobre el tema en todos los espacios sociales.

En mi viaje a Cuba en enero de 2012, cuando pregunté por expertas en violencia de género a feministas académicas y autónomas, me dieron referencias contadas, lamentando que aún hoy escasean las iniciativas institucionales y académicas para estudiar y abordar en profundidad este problema social. Me hablaron de la Universidad de Cienfuegos como pionera en trabajar el tema, con la psicóloga Laura López al frente de un equipo multidisciplinar que investiga sobre violencia, atiende a las víctimas, capacita a diversos agentes sociales y sensibiliza a la población. Así que me puse en contacto con ella y la entrevisté en su despacho de la Facultad de Medicina. Como me ocurrió en otras muchas entrevistas, noté a la experta a la defensiva ante una periodista extranjera, poco dispuesta a reconocer carencias en el sistema cubano. Aunque me interesaba que me hablase de la situación en todo el país, como buena científica, evitó opinar y se ciñó a hablar de su trabajo en la provincia. Ahí va la entrevista:

Laura Magda López Angulo, psicóloga especializada en violencia de género

“La mayoría de mujeres denuncian malos tratos diez años después de empezar a sufrirlos, lo que implica que perdieron libertad y calidad de vida a edades tempranas” (más…)

Isabel Moya, directora de la Editorial de la Mujer de Cuba, habla de periodismo y feminismo

21 feb

(En enero de 2012 entrevisté largo y tendido a Isabel Moya, pero sólo llegué a publicar la parte de su entrevista en la que habla sobre la relación con su cuerpo. Aquí va el resto de la entrevista)

Los medios cubanos tienen que pasar de visibilizar a las mujeres a problematizar la discriminación de género” (más…)

“¿Violencia de género? No, de eso no hay en Cuba”

21 feb

Imagen de previsualización de YouTube

Historia 1: “Estoy deseando que me levante la mano para echarle de una vez”

Asisto en La Habana a una reunión de tres amigas que rondan los cincuenta años. Le preguntan a una de ellas cómo le va con su pareja, un hombre con el que convive desde hace unos pocos años. Ella dice que la verdad es que no muy bien, que el tipo la controla, que quiere saber siempre a dónde va y con quién. “Invade mi espacio, estoy harta, me siento asfixiada. Y a veces se pone bravo. Me da miedo. Pero por otra parte estoy deseando que se atreva de una vez a levantarme la mano, porque entonces ya sí lo saco de la casa y lo mando pa’ la pinga”. Las amigas le dan la razón. (más…)

¿Qué pasa con el reguetón en Cuba?

22 ene

Antes de leer el post, les propongo un ejercicio práctico. Vean estos tres videoclips y adivinen: ¿cuál de ellos ha censurado la televisión cubana?

Imagen de previsualización de YouTube Imagen de previsualización de YouTube

Imagen de previsualización de YouTube (más…)

Asedio policial

16 ene

Mi amiga se fue a la cama agotada y una hora después un fuerte picor la despertó. Tenía la cara llena de ronchas. Entendió que el camarón que se había comido le había dado alergia. Se tomó un antihistamínico que tenía, pero su hermana, enfermera, le dijo que debía tomar leche. Así que me fui a buscar leche por La Habana Vieja a las 11.30 de la noche. Fui por el Boulevard de Obispo buscando una shopping abierta.

Caminaba concentrada en ese objetivo y los hombres me silbaban y me decían los recurrentes “lady, where are you from?”, “qué linda”, “déjame hacerte una preguntita”:.. Yo les ignoraba pero me iba cabreando más y más. Pasé junto a dos policías y ellos también me silbaron. Les ignoré. Pasé juntos a otros dos y también me silbaron. Seguí para adelante y seguían haciendo ese ruidito como de llamar a los gatos. (más…)

Prostitución lésbica de ida y vuelta en La Habana

16 ene

En mi primer sábado de mi tercer viaje a La Habana, mi amiga C. me propuso ir a una fiesta de gais y lesbianas. Ya había ido a alguna otra y me daba un poco de pereza la perspectiva de gente super jovencita y música comercial en plan David Guetta, pero la entrada sólo costaba un dólar y me prometieron que sonarían ritmos variados. Me puse un vestido corto, tacones y me maquillé, como ritual para esa primera noche en La Habana. Llegamos, conversamos con unas jovencitas mulatas que vestían trajes masculinos, bailamos, observamos a los muchachos gais (mayoría abrumadora, para variar) disfrutando sin miedo a toparse con miradas homófobas.

Cuando fuimos a repostar a la barra, una chica empezó a mirarme y ponerme morritos con descaro. Yo me quedé desconcertada y miré para otro lado sonrojada. La chica era muy linda, mulata menudita, con una larga cabellera lacia que llevaba rapada por un lado y un minivestido negro con lentejuelas con el que exhibía varios tatuajes a los brazos y en la espalda. Una femme cubana, vaya. Me pidió un cigarro, me dijo que se llamaba Gioggia porque había nacido en Italia, y me invitó a bailar. Salimos a la pista y la tía se puso a perrearme de una forma de lo más escandalosa. Yo me moría de la vergüenza porque de repente todas las chicas nos miraban, pero bueno, me pareció una nueva experiencia e intenté aguantar el tipo, un poco perdida por salirme del rol habitual de perreadora. (más…)

Hacer colas, causa de conflictos entre turistas y cubanos

14 ene

Cola para entrar a una Cadeca en La Habana Vieja

Fui dos días seguidos a la Cadeca (casa de cambio) y los dos días asistí al mismo conflicto entre turistas y cubanos. Las personas extranjeras llegan a la plaza en la que se encuentra la Cadeca. Si ven a una persona o varias formando una fila frente a la puerta, esperando a entrar, se sitúan detrás, consolidando así una cola ordenada. La gente cubana no actúa así. Llega a la plaza, pregunta “¿Quién es el último?” y una vez localizada a la persona que va antes, se sitúan en algún punto agradable de la plaza. Por ejemplo, un banquito a la sombra. (más…)

Cuerpos de feministas cubanas: Sandra Álvarez

23 dic

Sandra Álvarez. Bloguera

“La sociedad me ha recordado todo el tiempo que soy negra”

Fuente: Havana Times

‘Negra cubana tenía que ser’ es desde hace años un blog feminista y antirracista de referencia, dentro y fuera de Cuba. Pensaba contactar con su autora, Sandra Álvarez, para poder entrevistarla en Cuba, pero ella se me adelantó. Es la magia de las redes sociales. Sandra vio un comentario que dejé en el blog de Yasmín, me buscó por Facebook y me mandó un mensaje privado hablándome de su blog e interesándose por el mío. Le respondí eufórica, nos hicimos amigas virtuales y me propuso participar en una mesa redonda junto con las raperas Krudas Cubensi, una iniciativa en la que demostró su decisión y valentía, porque el discurso y el estilo arrollador de las Krudas, emigradas a Texas, resulta muy incómodo para el feminismo institucional cubano.

Una se siente a gusto con Sandra desde el minuto uno. Tal vez porque te recibe con una sonrisa blanco nuclear y unos ojos vivarachos que transmiten alegría y pasión. O porque su voz potente y su forma de hablar clara, sin rodeos ni titubeos, hacen confiar en que no se calla nada, ya esté hablando de su vida, del racismo en el imaginario social, del elitismo blanco del feminismo institucional o de lo que a ella, que se define como revolucionaria, le indigna del sistema político cubano. Defiende que las mujeres negras lideren su propia lucha, porque sabe que ni la Revolución, ni los hombres negros ni las feministas blancas van a atender sus demandas. (más…)

Mañana, besada LGTB en La Habana

27 jun

Qué orgullosa estoy de esto: le hablé a mi amiga Yasmín de la besada lésbica que hicimos desde Pikara en abril, y le gustó tanto que han decidido organizar una en La Habana, convocada por el colectivo del que es fundadora, Proyecto Arcoiris. Se trata de una iniciativa especial, porque, como casi todo en Cuba, la celebración del Orgullo también se encuentra politizada. Mientras que el Gobierno no la asume porque le parece imperialista o alguna tontería similar (no recuerdo exactamente el argumento) y en cambio organiza actos contra la homofobia durante mayo, hasta ahora ha sido el colectivo de la disidencia oficial, el Observatorio LGTB, el único que salía a la calle el 28-J. (Cuyo blog veo ahora que está parado desde septiembre).

Pero hay otra cuestión importante: que Proyecto Arcoiris toca un tema clave en Cuba, la criminalización que sufren las personas no hetero en el espacio público. Una reivindicación que no es central ni en la agenda gubernamental contra la homofobia, ni en el discurso del Observatorio LGTB, que a menudo dedica más energía a arremeter contra el régimen cubano recreándose en las políticas del pasado (las famosas Unidades Militares de Ayuda a la Producción en las que metían a homosexuales y demás sujetos peligrosos) que en denunciar con rigor las situaciones de discriminación que persisten.

Es cierto que el Gobierno ha cambiado radicalmente su discurso y sus políticas hacia la diversidad sexual en la última década, pero uno de los problemas que persiste es que gays y lesbianas siguen siendo acusadas por la policía de “diversionismo ideológico” cuando expresan afecto en la calle (un delito trasnochado al estilo ‘ley de vagos y maleantes’, pero que en ningún caso dice que haya que utilizarse para castigar conductas homosexuales), y que las transexuales son tratadas por los agentes como prostitutas (aunque la prostitución no es delito en Cuba, a las trabajadoras del sexo se les detiene). Por último, habrá que ver cómo reaccionan las autoridades ante un acto reivindicativo organizado por un colectivo como Proyecto Arcoiris, independiente, revolucionario y antimperialista, pero contundente cuando se trata de denunciar las vulneraciones de derechos y libertades que persisten en Cuba. Aquí tenéis la convocatoria:

# BesadaHabana
El Proyecto Arcoiris, colectivo LGBT anticapitalista e independiente, invita a todas las personas de buena fe a una “Besada por la Diversidad y la Igualdad” este jueves 28 de junio, a las 5 p.m., junto a la Sala Polivalente “Ramón Fonst” de La Habana. La cita conmemora el aniversario de los disturbios de Stonewall Inn (New York, 1969), conocido mundialmente como Día del Orgullo LGBT. Ven con algo rojo y besa a alguien, porque ¡todas las formas de amor importan!
Con esta acción pública y cariñosa, les invitamos para hacer visible a la comunidad LGBT de Cuba. Al besarnos, celebramos lo hermoso y legítimo de nuestros sentimientos de amistad, aprecio, atracción, compromiso, respeto, admiración, agradecimiento, alegría, amor. Besarse es sano y simple.
En Proyecto Arcoiris creemos que es justo hacer nuestra la efeméride del Orgullo LGBT. Así como el 17 de mayo nos recuerda la necesidad de la lucha constante contra la homofobia, el 28 de junio busca reivindicar el derecho al uso del espacio público en igualdad con las personas heterosexuales. Por eso convocamos a una besada.
Besarse es una muestra de cariño cotidiana, pero para muchos ojos constituye “escándalo público” si ocurre entre personas no heterosexuales. Al besarnos todos y todas, por amor o fraternidad, ejercitamos nuestra igualdad ciudadana y ponemos en evidencia los dobles raseros morales que generan la homofobia, el sexismo, las lógicas discriminatorias que marcan las raíces de nuestra cultura y debemos cambiar. Besarse adquiere entonces contenido político.