25 años de Pixar con tarta agridulce: Cars 2

Lo peor de todo ha sido que ya me lo esperaba. Cars 2 no está a la altura de lo que nos tiene acostumbrado Pixar (si exceptuamos, claro está, la primera parte). Aunque es un poco triste que Cars 2 sea la guinda de los 25 años de Pixar.

Delicioso si tienes 10 años, decepcionante si te emocionaste con Nemo, Up o hasta con la tercera de Toy Story. Un guión de espionaje infantil y la creación con mimo de un mundo automovilístico, todo ello al detalle. Trama de espías y de aceptación de uno mismo. Más cochecitos maravillosos, como el espía británico pseudo Aston Martin DB5, más Rayo McQueen (posiblemente el personaje más flojo de la historia de Pixar) y escenarios de ensueño – merece la pena ver Londres o París construidos con piezas de automóvil- diseñados con el mimo habitual pero poco, muy poco fondo. Escasa hora y diez minutos dura la película, tampoco da mucho más de si.

Es cierto que John Lasseter se ha volcado con este proyecto y no podemos olvidar los 322 millones de euros que recaudó la primera parte. Por supuesto que esta película será un taquillazo, ya que Pixar es una mina de oro imparable. Pero decepción por el hecho de que esta película no sea un hito trascendental como fueron UP, Wall-E o Toy Story. Ha sido como cenar de bocadillo en unas bodas de plata.

25 años de una compañía que significa tanto en la animación. 25 años de la empresa que fue un punto de inflexión en el cine gracias a visionarios como Lasseter y Jobs. 25 años dedicados a crear arte pixelando (Pixar es la suma de pixel + art) y un total de 13 Oscar en películas y cortos inolvidables con personajes casi humanos de no pueden ser celebrados con un producto tan mediocre y olvidable como Cars 2.

Pixar es un referente de calidad, tanto técnica como artística. Sus personajes tienen un estilo propio que van a más allá de ser completamente digitales. No en vano una de sus películas (Up) fue nominada a mejor película en 2010. Y solo han sido dos películas de animación las que han tenido este honor en la historia (una fue  “La bella y la bestia” en 1991).

Espero que el año que viene tengamos en el cine algo mejor por parte de los chicos de Emeryville… Aun así, muchas felicidades Pixar: sigue haciéndonos soñar como hasta ahora y que dentro de otros 25 años no lo celebremos con un Cars 3. Os dejo un maravilloso video sobre el aniversario.

Imagen de previsualización de YouTube

Comparte y difunde
Esta entrada fue publicada en Actualidad, Críticas y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>