Besos de fogueo

A medio camino entre la realidad y la ficción, con un narrador directo que se mezcla con sus personajes, los roza y toquetea, y convive con ellos como uno más, con esa voz canalla inconfundible, los relatos que componen Besos de fogueo son una muestra de la particular forma de ver el mundo y de describirlo que posee Montero Glez: no faltan, pues, las voces en jerga, la oralidad, la violencia, la mujeres fatales, los negocios sucios, la ambición y el sexo.

«Con Cuando la noche obliga, Glez demostró su arte de novelista; ahora demuestra conocer la estructura y los mecanismos del cuento.» Marcos Maurel, El Periódico de Catalunya

«La mirada de Montero Glez sobre el mundo está preñada de sarcasmo, tiene una actitud muy crítica que acentúa con un humorismo como desenfadado pero cáustico.» Santos Sanz Villanueva, El Cultural

Be Sociable, Share!