Archivo | TED RSS para esta sección

Atajos digitales que sortean la extorsión de intermediarios

Te podría explicar que la tecnología digital te permite, a ti que estás sentado en el sofá de tu casa, que después de que le des al intro te puedan leer en cualquier parte del planeta; o que mientras ves un partido en la tele y mencionas a un futbolista que está lesionado en uno de tus tuits, éste te responda. Te podría contar que cuando haces una fotografía de la última tormenta, un medio de comunicación la recoge en la cobertura que hace de la noticia en su edición digital. Pero nada de esto te sorprendería a estas alturas.

Sin embargo, que un tipo y su amigo emprendan una aventura empresarial equipados con sus agallas y algunos miles de euros, esquivando la usura de los intermediarios que les comisionan hasta por respirar y les vaya fenomenal, ya no es tan corriente. Hernán Casciari narra en el siguiente vídeo como logró romper todos los vínculos que le unían al mundo editorial creando, editando y distribuyendo sus propias publicaciones. Tras el éxito de su revista Orsai en 2011, ahora prosigue su aventura en compañía de sus socios/aventureros esta vez poniendo en funcionamiento su propia editorial. El papel de los suscriptores anónimos desperdigados por todo el globo, el sistema de distribución o cómo se enteró de que sus agentes le engañaban, son sólo algunas de las perlas de esta charla. No lo dudes, dale al play…

Imagen de previsualización de YouTube

Equilibrio entre vida y trabajo: el poder de las pequeñas cosas

Mi fascinación por las conferencias del TED sigue in crescendo. Sin ir más lejos, hace unos instantes acaba de realizar una presentación Bill Gates como parte del programa de actos de “Redescubriendo la maravilla” [TED2011]. Pero esta vez me he propuesto haceros reflexionar sobre otro tema: el equilibrio entre la vida y el trabajo (conciliación, vamos). Suponiendo posible su viabilidad entre a los que no les pesan los bolsillos, las ideas y reflexiones que se nos ofrecen en los próximos 10 minutos deben, como mínimo, considerarse. Parar, respirar y actuar para proseguir. Nigel Marsh nos habla de su día equilibradamente ideal: tiempo con la familia, con uno mismo y laboralmente productivo.

 

[Es posible elegir los subtítulos en castellano]