Archivos por etiqueta: Palabras

La inteligencia nos invade

Ilustración de Toño Benavides

Ya no nos sorprende que nos vendan teléfonos inteligentes. Cuesta zapear sin toparse con un smarphone. Dentro de nada, además, vamos a lidiar con los smart TV, los televisores inteligentes, híbridos con acceso a internet, además de la habitual y aburrida oferta televisiva de sus ancestros.

A todos nos gusta que digan de nosotros que somos inteligentes, y seguro que a los cacharros también, que cada día que pasa son más listos y más chulos. Pero yo diría que la inteligencia es otra cosa.

Las palabras nacen, crecen, evolucionan y a veces mueren. De ciento en viento se ponen de moda. Hace unos cuantos lustros un ensayo de Daniel Goleman provocó que descubriéramos la llamada inteligencia emocional. Oportuno, quizá aún más que inteligente, Goleman trató de repetir la fórmula con Inteligencia social e Inteligencia ecológica, pero ni los libros han cosechado el mismo éxito editorial ni las expresiones han calado hondo.

La inteligencia, en cualquier caso, no pierde vigencia (segundo de los 10 errores de redacción a evitar del gran Allendegui). Sirve para un roto y para un descosido. Es un comodín. Nos invade.

Quizá cuando irrumpa la inteligencia artificial y ya no sea necesario que pensemos más, tal vez cuando todo lo que nos rodea sea inteligente, entonces nos olvidemos de esta palabra. Y de todo lo demás.

Zapatoteléfono y Maxwell Smart, el auténtico smartphone

 

Ostentóreo

A Jesús Gil y Gil le debemos un palabro que califica bastante bien algunas de los rasgos de nuestro tiempo: ostentóreo.

El difunto empresario, que fue alcalde del Atlético de Madrid y presidente de Marbella, o viceversa, el Berlusconi hispano, un buen día fundió estos dos adjetivos:

Estentóreo: 1. adj. Dicho de la voz o del acento: Muy fuerte, ruidoso o retumbante.

Ostentoso: 1. adj. Magnífico, suntuoso, aparatoso y digno de verse.

Ostentóreo, podríamos decir, significa ruidoso, aparatoso, retumbante, suntuoso.  Alguien ostentoso es un tipo que ostenta a lo bestia.

Podríamos decir, quedándonos cortos, que son ostentóreos los nuevos ricos. Pero en esta época tan exhibicionista el que no haya sido ostentóreo alardeando de sus éxitos y cualidades que tire la primera piedra.

Por ejemplo, ostentóreo es Taio Cruz. Al músico británico le preguntaban en El País Semanal “¿cómo de guay es usted?”, y respondía:

El otro día llegué al Gran Premio de Mónaco en avión privado, cogí un helicóptero y una lancha para llegar a una fiesta en un yate, actué ante un montón de mujeres preciosas e hice amistad con multimillonarios. Al día siguiente conduje por el recorrido del GP. Y volví a casa en avión privado.

Ir de guay es otra cosa.

Abla curba, Acaba Blur y otros anagramas de Rubalcaba

¿Algún Rodríguez ha votado a Zapatero? ¿Algún Pérez votará a Rubalcaba? ¿Alguien recuerda el segundo apellido de Adolfo Suárez y de Felipe González?

España es Espáñez, los apellidos terminados en -ez son mayoría.

Como venganza por haber eliminado su primer apellido del cartel donde Alfredo Pérez Rubalcaba ha revelado el lema de su candidatura a presidente del Gobierno, como un buen Pérez agraviado y ofendido (bueno, tampoco mucho), me he puesto a hacer anagramas con Rubalcaba. He aquí el resultado:

  • Rulbacaba
  • Barbacula
  • Rabalcuba
  • Cabrabula
  • Acaba Blur
  • Cuba Rabal
  • Abur cabal
  • Barca blau
  • Abla curba

¿Cuál os gusta más? Además de Acaba Blur (del britpop prefiero a los Stone Roses), me quedo con abla curba. La distancia más corta entre dos puntos, cuando habla un político, suele ser una curva sinuosa.

_______

* Anagrama. Tiro de Wikipedia: un anagrama es una palabra o frase que resulta de la transposición de letras de otra palabra o frase. Por ejemplo: amor, roma, omar, mora, ramo. Un anagrama, añado recurriendo a la RAE, también es un símbolo o emblema, especialmente el constituido por letras. Anagrama, como saben los buenos lectores, es una excelente editorial fundada por Jorge Herralde. Por cierto, el anagrama que más me gusta de Leandro es eLadrón, aunque Ladrone tampoco esté mal.