El retorno

Fraternidad Misionera Verbum Dei. Siete Aguas (Valencia)

Tras el paréntesis veraniego, volvemos a la faena. Venimos con energías renovadas y con muchas ganas de seguir echando la red y de reflexionar y profundizar en nuestra fe y en cómo la vivimos.

El curso traerá novedades que ya iremos desvelando.

Seguiremos transmitiendo nuestras reflexiones, contando experiencias, analizando la vida de personajes de referencia, exponiendo historias de vocación… Pero fundamentalmente nos gustaría invitaros a que participéis activamente de este proyecto. Nos encantaría que nos planteeis temas que os interesen, así como que nos transmitáis vuestras dudas.

La fe es algo muy vivo, que debe ser alimentado día a día, con experiencias, con reflexiones, con la oración, con una creciente intimidad con Dios y con una mayor entrega a los hermanos. Una tarea contínua y apasionante, a la que queremos aportar nuestro pequeño granito de arena…

Gracias por seguir ahí y ¡bienvenidos!

Comparte este post

    votar

    2 Comentarios Dejar comentario

    1. Isabel #

      Hola! Bienvenidos al nuevo curso a todos/as. Durante estas vacaciones ha caído en mis manos un libro «La sabiduría de la tortuga», de José Luis Trechera, que pone ante nuestros ojos lo deprisa que vamos y la cantidad de cosas buenas que nos perdemos o en las que fallamos. No puedo estar más de acuerdo con el planteamiento y recomiendo leer el libro. Además de recomendar esta lectura, me gustaría leer las reflexiones de todos vosotros sobre cómo «parar» esta rueda en la que estamos metidos (los que Gracias a Dios tenemos trabajo y también los que no lo tienen, por desgracia, todos estamos igual). Cómo conseguir transmitir la importancia de «parar», como dice el libro, «de cambiar el reloj por la brújula para tener el norte claro»… en fin, me gustaría escucharos. Gracias a todos y buen comienzo tras el parón veraniego.

      • Muchas gracias por la recomendación, Isabel.
        Coincido contigo en la necesidad que tenemos de bajar las revoluciones de nuestra vida, para poder dedicar más tiempo a los demás y para poder apreciar y agradecer los pequeños grandes regalos que Dios nos pone delante todos los días. En esa línea va también la primera Escuelilla de Vicente de este nuevo curso.
        Os animo a que mandéis vuestros comentarios.
        Gracias