MOOWILOO WOOMILOO, de Molg H. y Néstor F.

Publicado el 8 de Junio de 2012 enFaro de Vigo.

Las dos caras de una misma moneda.

La primera referencia de la editorial Entrecomics Cómics es una atrevida bofetada a la “vanitas”, la mezquindad y la estulticia del ser humano con forma de sketches vitriólicos.

Vivimos en un mundo culturalmente adocenado donde ser políticamente incorrecto es sinónimo, como muchísimo, de adoptar el libro de estilo de “Sálvame” o cualquier chabacanería catódica de nulo poder intelectual. Pero afortunadamente aún quedan creadores capaces de reírse de todos, señalando con el dedito impertinente, llamando al pan, pan y a los cretinos, cretinos, sin perder esa sonrisilla maliciosa y desarmante. Angelical y francotiradora. Frente a la chabacanería de salón que inunda las alternativas de ocio mass media, el mundo de la historieta (aún lateral y por tanto con capacidad para echar sal en la herida) se permite, desde los flancos, reírse hasta de su propia sombra sin trazas de ego personal, con veneno y mala baba, en artefactos de diletancia intelectual como este impronunciable tebeo. No tanto, si practicamos un poco sale fácil: “Moowiloo Woomiloo”.

Sal en la herida con una sonrisa

Este cómic (creado al alimón por los semi-noveles Molg H. y Néstor F.) nació como obra on line (http://www.moowiloo.es/) y se ha traducido al papel con enorme soltura, lo que no era, a priori, del todo sencillo: la obra colgada en la red se articula de un modo muy “virtual”. Cada página presenta un chiste sobre un determinado tema (por ejemplo, la recogida de un premio) y tras la lectura, pinchando en la imagen se accede al reverso de la misma historia en un nuevo gag. Cada uno de los dos autores, supuestamente, firman una de las planchas/chistes. ¿Cómo resolver este brete en su traslado a un álbum? Pues manteniendo el espíritu y entendiendo que son medios distintos. Para llevarlo al papel en una curiosa novela gráfica de generoso tamaño y lectura apaisada, se recurre al efecto espejo: las páginas pares presentan la primera historia y las impares, hombro con hombro, la supuesta respuesta al tema propuesto.

Ah, y prologa, también en forma de cómic, una página de Paco Alcázar (revista El Jueves, Rockdelux, Cinemanía…)

El aspecto visual del tebeo resulta limpio, elegante y cartesiano. Esto casi contrasta con los estilos gráficos de los autores, empeñados en jugar con su trazo y las diversas técnicas de dibujo. En esta sucesión de gags encontramos ilustraciones en blanco y negro al lado de aproximaciones pictóricas, dibujos propios del diseño gráfico (casi de manual de instrucciones) y otros de trazo temblequeante a mano alzada, un recital de formas y maneras que curiosamente resulta homogéneo. Quizá porque cada trazo persigue un cierto grado de hiriente feísmo, una dureza gráfica que golpee en la retina del lector muy conveniente al tono de “Moowiloo”.

Y es que la forma es importante, sí, pero más lo es el fondo, una ráfaga impertinente y despiadada de chistes por los que desfilan codiciosos autores de cómic, mujeres insatisfechas, frikis patéticos, escatología, terroristas islamistas, hermanitos envidiosos y toda suerte de situaciones grotescas, muchas relacionadas con el mundillo de la historieta. Acidez no apta para todos los públicos, pero quizá muy necesaria en estos tiempos de derrumbe (ético, económico, político). La risa como salida de un hoyo que, no lo duden, “Moowiloo Woomiloo” nos hará contemplar más grande y más oscuro, pero al menos lo hace para que nos riamos en su negra cara.

Be Sociable, Share!

Etiquetas: ,

0 Comentarios Dejar comentario

3 Trackbacks

  • Octavio Beares - llega tarde al Serie de mi reseña del periódico deMOOWILOO WOOMILOO, pero aquí está http://t.co/r7sXZFVF http://t.co/r7sXZFVF
  • Gerardo V. - llega tarde al Serie de mi reseña del periódico deMOOWILOO WOOMILOO, pero aquí está http://t.co/r7sXZFVF http://t.co/r7sXZFVF
  • EntrecomicsComics - llega tarde al Serie de mi reseña del periódico deMOOWILOO WOOMILOO, pero aquí está http://t.co/r7sXZFVF http://t.co/r7sXZFVF