NO CAMBIES NUNCA, de David Sánchez

 Publicado en Faro de Vigo el 25 de Mayo. La cita de encabezado es una nueva aportación para el blog.

«Es imposible contar cómo pasan determinadas cosas. Y luego está el peligro de matar las cosas al hablar de ellas.»

David Lynch

“No cambies nunca”, último trabajo de David Sánchez, es una fábula perturbadora e inaprensible, de estructura laberíntica y trama borrosa.

David Sánchez es diseñador (por ejemplo, de las camisetas Mong) e ilustrador, pero su universo personal pide a gritos situarle, sobre todo, como uno de los autores de historieta más sólidos del actual panorama nacional. Aunque de carrera breve, su obra ya revela esa mirada única (aunque con tangencias evidentes con no pocos escritores, cineastas e historietistas… de Lynch a Burns, por dar nombres bien conocidos) que parece estallar finalmente en su nuevo trabajo, “No cambies nunca”. Antes había llamado la atención con un debut, “Tú me has matado”, que es un murmullo en comparación con lo mucho y muy bueno que ya se ha dicho (en Internet, ese eco inmediato) de su segunda novela gráfica.

Desazón profiláctica

Entonces ¿de qué trata “No cambies nunca”? Si nos fijamos en la nota de prensa, hablamos de un futuro lejano en el que se desarrollan tres historias paralelas donde la experimentación médica o genética causa escalofriantes, y fascinantes, estragos físicos. Bien, algo hay de esto. Nueva carne (aquello que se llamó la nueva carne, el cine de Cronenberg, etcétera), conspiranoia, autismo emocional de una sociedad enferma, puestas en escena gélidas, personajes fantasma, horror y desazón. Estas ideas fluyen o colisionan en las cerebrales páginas de Sánchez, casi todas planificadas en un esquema de seis viñetas que se rompe estratégicamente en momentos de transición o de impacto visual. Y todo se ilustra con un dibujo perfecto, frío, por supuesto, cercano al de Charles Burns pero más limpio, más Hergé (por tanto, cercano al del último Burns, el de “Tóxico”, otra pesadilla en viñetas)

Y aquí volvemos al principio. Y ¿por qué impacta este cómic? ¿Qué nos cuenta “No cambies nunca”? Y tenemos que hablar de nuevo de desazón, de jeringuillas, de metamorfosis, de ambientes de luz eléctrica clorofílica, de parejas carentes de sentimientos, de médicos sin horizonte hipocrático y monstruosidades ávidas de sexo. Y volver al principio, sin poder traducir respuestas concretas a cada pregunta que nos produce la lectura. Porque, y he aquí el grandísimo logro de este cómic, “No cambies nunca” es una narración inaprensible, donde nada nos es aclarado, donde se suceden escenas que no podemos explicar, situaciones que no podemos hilvanar, personajes que no entendemos, saltos en el tiempo. El único cartucho de texto que hay en toda la novela gráfica avisa “Seis meses más tarde…” pero casi no sabemos ni interpretar qué quiere decir eso en este contexto casi esotérico. Cuando llegas a la última página de este libro sólo permanece la desazón y la cruda violencia intelectual de lo que hemos leído. Algún lector ya ha manifestado en la red de redes su desconcierto. No entiende nada, ¿Qué pasa aquí? Y uno se imagina a David Sánchez sonriendo. Y contestando: pasan seres humanos vacíos, pasan impulsos paternos hacia monstruos, sexualidad inane, pornografía zoofílica, la ciencia como nueva alma obscena, el futuro mirando al presente, y una historia que es indescifrable. Y vuelta a empezar…

De modo que ¿qué nos cuenta este cómic escurridizo y abismal? ¿Quieres la verdad? La verdad es que sólo leyéndolo podrás aportar nuevas posibilidades e ideas que alimenten este trabajo, una verdadera joya viva, oscura, sin duda turbadora y abierta a los lectores y su propia mirada.

Be Sociable, Share!

Etiquetas:

1 Comentarios Dejar comentario

  1. Octavio B. #

    Autocomentario… bueno, tampoco tenía claro dónde comentar esto, así que…
    Para enfrentar este texto (del que esta vez no cambio una coma respecto al del diario) tuve la idea de ser un poco, digamos, literario, construir una suerte de madeja de palabras y acertijos que, antes que describir de qué va (y sin abandonar la función digamos ‘descriptiva’ de todo artículo para un diario generalista) o virtudes formales, evoque las sensacines que produce su lectura.
    No sé si lo conseguí, pero la idea, vamos, era transmitir levemente el espíritu laberíntico de este cómic antes que describir fríamente virtudes.

10 Trackbacks

  • Octavio Beares - NO CAMBIES NUNCA, de David Sánchez - http://t.co/6ZQ9QE7O http://t.co/6ZQ9QE7O
  • Gerardo V. - NO CAMBIES NUNCA, de David Sánchez - http://t.co/6ZQ9QE7O http://t.co/6ZQ9QE7O
  • davidrubin - Uno de los tebeos del año, "No cambies nunca" de @amorlangosta http://t.co/ZotRDgUR
  • Sebas - Uno de los tebeos del año, "No cambies nunca" de @amorlangosta http://t.co/ZotRDgUR
  • David Sánchez - Uno de los tebeos del año, "No cambies nunca" de @amorlangosta http://t.co/ZotRDgUR
  • PedroJoséMuñoz - EL tebeo del año, "No cambies nunca" de @amorlangosta http://t.co/Zfu1tLwd Vía el inmenso @davidrubin
  • David Sánchez - EL tebeo del año, "No cambies nunca" de @amorlangosta http://t.co/Zfu1tLwd Vía el inmenso @davidrubin
  • Sindicato Balzary - "No cambies nunca", de David Sánchez. La intersección entre el surrealismo ibérico y la Nueva Carne http://t.co/SGDHYTzX
  • Marta Baviera - Acabé "No cambies nunca", de David Sánchez #comics http://t.co/crUhAnVd @gentedigital
  • comicsbot - Acabé "No cambies nunca", de David Sánchez #comics http://t.co/crUhAnVd @gentedigital