BURGUI Daniel

Presentaciones de ‘Potosí’ en Pamplona, Bilbao, Madrid y Barcelona

Seguimos con las presentaciones del libro Potosí.

PAMPLONA. 3 de febrero, a las 19.00. En la librería Katakrak (calle Mayor, 54). Presentará don Daniel Burgui.

BILBAO. 6 de febrero, a las 19.30. En la librería Cámara (calle Euskalduna, 6). Presentará June Fernández.

MADRID. 21 de febrero, a las 19.30. En la librería Traficantes de sueños. C/ Duque de Alba, 13.

BARCELONA. 2 de marzo, a las 19.00. En la librería Altaïr. Gran Vía, 616. Presentará Martín Caparrós.

‘Potosí’ ya está a la venta en librerías y en la web de Libros del K.O.

portada_final

Copio de la contraportada:

“El Cerro Rico de Potosí, emperador de todos los montes, pirámide de todos los minerales, palacio de todos los tesoros, es hoy un vertedero de escombros que amenaza con derrumbarse sobre los diez mil mineros que entran todos los días.

Potosí fue el escenario de los conquistadores españoles que acumularon la plata, de los barones mineros que instauraron el primer capitalismo boliviano, de la revolución de 1952, las masacres militares y la última guerrilla del Che. Del subsuelo salieron los obreros que tumbaron dictaduras; ahora salen niños que se manifiestan y consiguen leyes para trabajar a partir de los diez años.

En ‘Potosí’ están los mecanismos de la riqueza extraordinaria y de la pobreza tan ordinaria. En ‘Potosí’ está la violencia. Al final de la cadena hay una niña de doce años que entra a trabajar en la mina. Esa niña se llama Alicia y ‘Potosí’ cuenta su historia”.

0

Presentamos ‘Potosí’ en San Sebastián, Tolosa y resto del mundo

Empezamos con las presentaciones del libro Potosí.

24 de enero, a las 19.30: SAN SEBASTIÁN. En la cripta de la Biblioteca Central, calle San Jerónimo, Parte Vieja. Presentará don Daniel Burgui.

25 de enero, a las 20.00: TOLOSA.  Bidaiarien Txokoan. Josu Iztuetak aurkeztuko du.

21 de febrero: MADRID. En la librería Traficantes de sueños. C/ Duque de Alba, 13.

2 de marzo: BARCELONA. En la librería Altaïr. Gran Vía, 616. Presentará Martín Caparrós.

También lo presentaremos en Pamplona y Bilbao, pero todavía no hemos concretado la fecha. Avisaremos.

‘Potosí’ llega pronto a las librerías y ya está a la venta en la web de Libros del K.O.

portada_final

Copio de la contraportada:

“El Cerro Rico de Potosí, emperador de todos los montes, pirámide de todos los minerales, palacio de todos los tesoros, es hoy un vertedero de escombros que amenaza con derrumbarse sobre los diez mil mineros que entran todos los días.

Potosí fue el escenario de los conquistadores españoles que acumularon la plata, de los barones mineros que instauraron el primer capitalismo boliviano, de la revolución de 1952, las masacres militares y la última guerrilla del Che. Del subsuelo salieron los obreros que tumbaron dictaduras; ahora salen niños que se manifiestan y consiguen leyes para trabajar a partir de los diez años.

En ‘Potosí’ están los mecanismos de la riqueza extraordinaria y de la pobreza tan ordinaria. En ‘Potosí’ está la violencia. Al final de la cadena hay una niña de doce años que entra a trabajar en la mina. Esa niña se llama Alicia y ‘Potosí’ cuenta su historia”.

0

Ser emigrante tal vez era eso

Cuenta Kafka que el joven Karl Rossmann entró en el puerto de Nueva York sobre el barco, ya más lento, y que la estatua de la Libertad se le apareció en un sobresalto de luz. “Fue como si el brazo que blandía la espada se hubiera elevado instantáneamente, y el aire libre soplara alrededor de ese gran cuerpo”.

Dice Georges Perec, en el libro Ellis Island:

“Ser emigrante era tal vez precisamente eso: ver una espada, allí donde el escultor creyó poner una antorcha, y no equivocarse del todo”.

-‘Cientos de refugiados escapan del control policial ocultándose entre los maizales‘, por Olga Rodríguez.

El plan Margarita, de Daniel Burgui, estrategia inspirada en su abuela para que la UE acoja más refugiados.

Decenas de sirios intentan entrar en Melilla, por Roberto Ballesteros.

Lista para seguir en Twitter a periodistas que están cubriendo el éxodo de los refugiados en Europa. Recopilada por Iker Armentia.

0

De bigotillos, quejíos y repechos mataburros (Pamplona-Logroño)

1) Daniel Burgui se ha presentado en la salida de Pamplona vestido de época, bigotillo incluido, y luego ha escrito una crónica deliciosa sobre el Tour y la épica del mostacho. Si es que como no te voy a querer, Burguito.En los primeros kilómetros, a Gari y a mí también nos han acompañado Antxon Arza con su silla de ruedas motorizada, ideal para marcar ritmo, el bueno de Jorge Nagore con su melena emotiva, y Mónica Roig con su silleta de niño en la que aplaudía el pequeño Manel. Santi Becerra ha salido desde Logroño a buscarnos para echar una mano en los últimos kilómetros ventosos.

2) Ramón Lobo ha empezado a leer Plomo en los bolsillos y sube Alpe d’Huez soltando quejíos flamencos. Creo que el próximo sábado coincidiremos en una caseta de la Feria del Libro de Madrid, firmando libros, con Manuel Jabois y alguna otra estrella de Libros del K.O (supongo que los libros los firmarán Lobo y Jabois, pero yo veré si de rebote cae algún lector: me remangaré y luciré esta tremenda marca de moreno agromán, seguro que alguien se acerca).

3) Pamplona-Logroño: en el primer tramo hemos volado como rodadores holandeses; en Estella hemos comido bocadillitos de revueltos de hongos como familias francesas de picnic en la cuneta del Tour; a partir de Torres del Río yo he pasado  miserias como un esprínter culón belga en el Aubisque, en un tramo de repechos y más repechos y más repechos traidores -luego hemos sabido que los locales lo conocen como “el mataburros”-, con viento en contra, calor, sin agua y con los muslicos de plomo. Santi ha salido en bici hasta Viana para guiarnos en la entrada a Logroño. Y en la calle Laurel nos hemos reencontrado con Carla, Emilio y Alberto, los editores del K.O., pacientes conductores del coche escoba, proveedores de consuelo, champiñones a la plancha con gambas y cervezas (no, no estábamos para vinos). ¡Ahora salimos para la presentación, a las 19.30 en la librería Santos Ochoa! Y mañana, etapa larga hasta Burgos, con puertecillos, mucho viento en contra y un poco de temor. Menos mal que voy con Gari, que anda como una moto: cuando llevamos más de 80 kilómetros,  la carretera pica hacia arriba y sopla viento en contra, me pongo a su rueda y él me lleva, me lleva y me lleva, con una paciencia y un corazón que ya veré cómo conseguiré agradecer.  Por ahora, prometo no aprovechar su desgaste para atacarle el viernes en la subida de la Bola del Mundo.

2

‘Groenlandia cruje’, ya a la venta

Ya está a la venta mi primer libro electrónico: Groenlandia cruje (y tres historias islandesas). Incluye cuatro crónicas: “Groenlandia cruje” (ganadora del premio Essery 2010 de literatura viajera), “Una casita en el infierno” (sobre la supervivencia testaruda de los habitantes de las islas volcánicas Vestmann), “El hombre de los doscientos penes” (sobre un coleccionista islandés de falos) y “Los consuelos del pirata” (sobre una botella con mensaje oculta en un volcán y sus consiguientes moralejas). El prólogo habla de Josu Iztueta, un amigo que obtuvo superpoderes en el interior de Groenlandia. Y la foto de la cubierta es de Daniel Burgui, otro amigo con ciertos superpoderes que guardaremos en secreto. Viajé con ambos a Islandia y Groenlandia.

El libro se puede descargar por 1,99 euros en la página de la editorial eCícero.es (en formatos ePub y Mobi para libro electrónico, y también en pdf para leerlo en el ordenador). También está a la venta en las páginas de Amazon, iBookstore de Apple, La Casa del Libro… No tiene protección anticopia: si queréis piratearlo, es muy fácil; si el libro os gusta y decidís echar una mano a nuestro trabajo por un par de eurillos, también es fácil.

La editorial eCícero (“periodismo de formato largo”) ha publicado por ahora una crónica de Jon Lee Anderson (Capitán Dadis) y una serie de entrevistas de José Martí Gómez (Ellas). Para los próximos meses promete más libros periodísticos muy jugosos.

*

“Los inuits de Groenlandia constituyen una de las sociedades más fascinantes del mundo. Los habitantes de la costa oriental, la más remota, han saltado de la prehistoria a la globalización en un par de generaciones: estuvimos con personas de 50 años que habían nacido durante una migración por los hielos, dentro de una familia de cazadores y pescadores nómadas, y que ahora viven en asentamientos de casitas prefabricadas, con televisión de plasma, con internet y dedicados al turismo. Con los asentamientos obligatorios, muchas personas adultas vieron truncado su modo de vida tradicional, muchos jóvenes tampoco encuentran un futuro interesante en un país ártico, y este descabalgamiento produce tasas disparatadas de violencia, suicidios o alcoholismo. Sin embargo, están trabajando con eficacia para superar esos traumas, para fundar una sociedad moderna con sus propios criterios y sus propias decisiones, y dentro de pocos años crearán un Estado independiente y moderno en un mundo de hielo. Se les plantean retos apasionantes”.

*

“Ander Izagirre reúne cuatro historias que son otras tantas aventuras, una por Groenlandia y las otras tres por Islandia. Reportajes repletos de información, pero con espacio para la ironía y el buen humor, que nos recuerdan aquellas piezas que publicaban los suplementos dominicales en su época dorada”. Javier Pérez de Albéniz, Vanity Fair.

49

Palermo: pierdo tres turnos

O cómo un pinchazo me deja tres días parado.

Ayer sábado, entrando en Palermo a las dos y cuarto de la tarde, pinché la rueda trasera. Puse la rueda de repuesto, que debía de llevar en la moto desde la época de Vespasiano, y vi que perdía aire por todas partes. Los talleres acababan de cerrar. Y como el lunes es Lunes Santo, no vuelven a abrir hasta el martes. Así pues, me toca quedarme en Palermo desde el sábado hasta el martes.

Como era imposible arrastrar la vespa ni cien metros, la aparqué como pude, cargué cuatro cosas en la mochila y caminé tres kilómetros hasta el centro.

Junto con la rueda, se me han pinchado varios planes sicilianos y también pierde aire una idea que me estaba rondando para prolongar la ruta, pero en fin, esto de los viajes es como el juego de la oca. Mientras pierdo tres turnos en la casilla de Palermo, procuraré disfrutarlos.

Al menos la jornada mereció la pena solo por el encuentro asombroso con Dani Burgui y Paula Vilella, que volvían de preparar unos reportajes muy prometedores en Malta, y pasaban por Palermo de camino a casa, justo el día en que yo llegaba culeando con la vespa pinchada y justo el día en que ambos cumplían años. Las penas con amigos (y con un arancine relleno de carne, unos calamares a la brasa, un cannoli cremoso como el del post anterior, unas cervezas y un helado de pistacho y avellana) son mucho menos.

13

Periodismo estupendo

Hay gente haciendo un periodismo estupendo por ahí. Algunos ejemplos de estos últimos días. Merece la pena seguir la pista a sus autores:

-“¿Y si tienen razón? El decrecimiento en Navarra“, de Álvaro Guzmán.

-“Quizá Garzón pretendía ganar fama o hacer carrera con Guantánamo“, de Daniel Burgui (@caravinagre).

-“Trabajo infantil y explotación laboral en el azúcar de Guatemala“, de Alberto Arce (@alberarce).

-‘Bangladesh está enladrillado‘, de Zigor Aldama (@zigoraldama).

-“El alma de la revolución siria“, de Mónica G. Prieto (@monicagprieto).

-‘Los mercaderes del Che y otras crónicas a ras de suelo‘, proyecto editorial de Álex Ayala, a puntito. Como adelanto, algunas de sus crónicas.

5

Los ocho goles de las guaraníes

En el Chaco boliviano, en 2009, conocimos a unas mujeres corajudas: las madres futbolistas del MOMIM (Movimiento de Mujeres Indígenas del Mundo). Por encima de burlas y palizas, en rebelión contra la miseria, las enfermedades, la marginación y el machismo, se organizaron en equipos de fútbol, montaron torneos y emprendieron una revolución social a balonazos.

Dos años más tarde, en julio de 2011, gracias al empeño de Iñigo Olaizola, una selección de estas futbolistas guaraníes viajó a San Sebastián para participar en el torneo internacional Donosti Cup. “No venimos a hablar de miseria”, anunciaron, “sino a marcar goles”. Y metieron unos cuantos.

En la revista Nuestro Tiempo acabo de publicar el reportaje ‘Los ocho goles de las guaraníes’, que empieza así:

“El balón salió rechazado hacia el pico del área, justo donde llegaba Lidia Galván, la extremo derecha boliviana: “Pateé fuerte y de pronto vi la bola en la red. No me lo podía creer. Salí corriendo pero no sabía adónde ir, me sentí medio mareada”. Sus compañeras se le echaron encima, la abrazaron, saltaron, gritaron.

Galván es la mayor del equipo (39 años), la que más hijos tiene (siete) y la que más goles metió en el primer partido (dos). Cuando se separó del abrazo colectivo, se tapó la cara con las manos y volvió caminando a su posición, con la cabeza baja. Al reanudarse el juego, recibió un par de broncas del entrenador: corría despistada, había dejado marchar a la lateral contraria banda arriba, sin seguirla.

“Anoche estaba muy nerviosa, me costó dormir”, contó al final del partido, en un campo de San Sebastián, durante el torneo internacional Donosti Cup. Para Galván, como para casi todas sus compañeras, era la primera vez que salía del Chaco boliviano. “Quería meter un gol, por lo menos uno en todo el campeonato, por mi familia, por mis hijos, por mi país, por los auspiciadores que nos ayudaron a venir. Marqué y lo primero me acordé de mi familia. Hace unos días llamé por teléfono y casi no pude hablar con ellos, me entraron ganas de llorar”.

A las mujeres las dirigió Xabier Azkargorta, el entrenador guipuzcoano que en 1994 llevó a Bolivia a un Mundial por única vez en su historia, un ídolo semidivino en aquel país. Después de ganar 6-0 el primer partido del torneo, en el vestuario habló así a sus chicas:

-Señoras, clasificar a Bolivia para el Campeonato del Mundo fue el mayor éxito de mi carrera como entrenador. Pero la alegría más grande que jamás me ha dado el fútbol ha sido esta victoria de ustedes.

Las mujeres lo abrazaron, lloraron y le cantaron a pleno pulmón: “¡Te queremos, Profe, te queremos!”.

Despiece del reportaje: “Para que las mujeres tengan vida“.

En estos trabajos conté con la ayuda indispensable de varios amigos. En el Chaco 2009, Elena Antúnez y Daniel Burgui (cuyas fotos ilustraron el primer reportaje). En la Donosti Cup 2011, Fernando Martínez Sarasqueta, que fotografió a las chicas del MOMIM por todos los campos (algunas de sus imágenes aparecen en el segundo reportaje), Oskar Alegría, a quien pillé a traición para que hiciera este vídeo durante un partido de las bolivianas, y Juan Andrés Muñoz, alias Allendegui, quien se empeñó para que lo emitiera CNN.

16

Periodismo con babuchas

Después de contaros cómo escribo con los pies y de tanto rollo sobre el periodismo con botas, ayer hablaba con un amigo acerca de la conveniencia de ir buscando ya un patrocinador que me calce con unas botas o unas zapatillas majas, a cambio de publicidad en el blog y mi eterno agradecimiento.

Esta mañana he recibido en casa un paquete con un regalo:  ¡unas babuchas kirguisas!

Me las ha mandado el cabraloca de Daniel Burgui, que pasó unos meses en Kirguistán, y me las ha mandado con el deseo de que me sirvan para escribir más reportajes. ¡Gracias, daniburgui, procuraré hacerles los honores debidos!

Ya que estamos. Se me olvidó comentarlo, pero tendríais que ver la tristeza de huevos duros, mejillones enlatados y barritas de cereales que llevo en las caminatas (el jamón no hace falta que sea de burro centroasiático, queridos lectores, queridas lectoras, me conformo con el de un cuto salmantino).

Y vista la hostilidad con la que algunos fashion victims atacáis mi indumentaria en general, tampoco os cortéis si veis alguna camisa elegante por ahí que me sirva para los siguientes diez años de conferencias, entrevistas y ceremonias.

Gracias de antebrazo.

10

La escuela de los mineritos sigue en marcha

Gracias a vuestras ayudas, acabamos de completar el presupuesto 2011 de la Escuela Robertito, la que atiende a las niñas y los niños de las minas en el Cerro Rico de Potosí (Bolivia).

En febrero, al principio del curso, hicimos un primer envío de 5.834 euros a este centro impulsado por la asociación Voces Libres. Desde esa fecha, los donativos siguieron llegando a la cuenta y así, la semana pasada, pudimos ingresarles otros 1.615 euros, con los que cubrimos los 7.449 euros del presupuesto que tenía la escuela para el 2011. Mientras llega la carta del banco con los movimientos, aquí tenéis un pantallazo de la transferencia:

Con los 7.449 euros, en la Escuela Robertito atienden durante todo el año a unos 60 o 70 chicos y chicas: les aseguran las condiciones básicas de educación, alimentación y salud, y desarrollan una labor concienzuda para prevenir el trabajo infantil minero. Tenéis información detallada sobre la escuela (y las posibilidades de colaborar) en la página www.mineritos.org . Nos gustaría seguir apoyando este proyecto.

Daniel Burgui volvió hace unas semanas a Potosí y allí visitó la Escuela Robertito y otros proyectos de Voces Libres. También visitó a niños y niñas que conocimos hace dos años, como Carmen Quispe, que entonces tenía 12 y trabajaba en la bocamina, recogiendo restos de mineral y ayudando a su madre en las tareas de serena (encargada de cuidar el material de los mineros).

(Carmen Quispe en 2009, foto de Daniel Burgui)

Dos años después, Carmen sigue asistiendo a la escuela. Saca buenas notas y disfruta de una de las becas de Voces Libres de 1.500 pesos bolivianos anuales (unos 150 euros), con los que paga su material escolar. A cambio, debe asistir a clase y colaborar un par de días a la semana limpiando la serrería y la carpintería que la fundación Voces Libres ha puesto en marcha para dar formación profesional a adultos y adolescentes, para que opten a oficios mejor cualificados y menos peligrosos que la mina.

(Carmen Quispe en 2011, foto de Daniel Burgui)

Daniel también estuvo con Elena, la madre de Carmen, que es serena en la bocamina y portavoz de las mujeres que trabajan como ella. En un momento habla de la hija que se le murió, y de la enfermedad que ha pasado Carmen este año y que han curado gracias al apoyo sanitario de Voces Libres.

7

Escribe tu correo:

Delivered by FeedBurner



Escribo con los veinte dedos.
Kazetari alderraia naiz
(Más sobre mí)